MTSR Capítulo 14 Casa nueva, problemas nuevos

Modo noche

– De verdad lo sentimos Conde Guld- Dijo el encargado de mi palco

– Lo sentimos – Dijeron a coro varios empleados.

Después del incidente varios empleados se acercaron a mi palco a pedir disculpas y tratar mis heridas, aproveche esta situación para retirarme de la subasta pero la excesiva amabilidad de los empleados de Midas no me daba mucho margen de movimiento, después de casi diez minutos escuchando disculpas pude ir al almacén a pagar mi mercadería. Debido a las molestias me ofrecieron  un buen descuento, aun así la cifra por pagar era mayor a lo que recordaba, intrigado pedí el desglose de las compras y aparecieron varios lotes extraños   que no recordaba haber comprado, mientras pensaba en que hacer mire el número de registro y me sorprendí, el registro correspondía no solo a mi número, el 101, también aparecía el 322 ¿Qué estaba pasando? Y entonces lo recordé, cuando llegamos a la subasta Nadja me pidió una paleta para poder pujar ella misma por las bestias que quería, pensé que era una de sus niñerías y sin tomármelo en serio pedí otro número para ella pero ligado a mi cuenta, le di un cupo de 100 monedas de oro y se la pase, obviamente el numero asignado era el 322 y si calculaba todas las compras que yo no había hecho sumaban exactamente 100 monedas de oro sin descuento. Mire a Nadja y vi como ella sonreía como una niña pequeña que había hecho algo bien, mire a Lowe y el me devolvió una sonrisa amarga. Suspire y arregle la compra de comida, ropa y algunos objetos de uso diario para los nuevos esclavos.
Cuando pensaba retirarme el encargado de la bodega me explico que por los problemas ocurridos no podría marcharme con todos los esclavos que había comprado debido a que aún no los preparaban, así que al otro día los llevarían a mi casa y realizarían los rituales y preparativos  en mi residencia, todo eso sin costo. Acepte la propuesta pero a cambio pedí que me consiguieran un árbol de plata, el encargado me miro raro pero acepto y me lo vendió por el precio mínimo, yo esperaba que fuese un regalo por las molestias pero pague sin quejarme. Por si se lo preguntan el Árbol de Plata es un árbol medicinal bastante especial, sus hojas suelen usarcé para elaborar pociones de restauración mágica de alta calidad, el problema es que para que se mantenga con vida se le debe suministrar plata en polvo en sus raíces cada cierto tiempo. La mayoría de las casas ricas tienen unos cuantos en sus jardines como símbolo de estatus. Yo por mi parte lo usare para la Driada, gracias a mi habilidad puedo asegurar un buen suministro de plata bajo tierra y la bendición de la Driada me asegurara hojas de una excelente calidad.

Mientras pensaba en eso, Lowe consiguió un carruaje y nos fuimos a casa, debería comprar mi propio carruaje, algo del estilo carroza funeraria en negro con tonos en plata sería algo perfecto para mí. Durante el trayecto no ocurrió nada destacable, Nadja estuvo extrañamente tranquila y Victoria y Lowe discutieron que hacer con los nuevos esclavos. Al final se decidió que los colocaríamos en la casa de servicio de la nueva propiedad y solo si no hay suficiente espacio los dejaríamos usar la nueva propiedad, según mis cálculos eran cerca de 60 personas. Eso hizo que me pusiera a pensar nuevamente en Obscuris.

Llegue a la mansión y llame a una reunión, explique lo que ocurrió en la subasta centrándome en las compras de Nadja y la adquisición de la ciudad de Obscuris, al oír que la familia Guld tenía territorio muchos de los seguidores se contentaron, así que me sentí un poco mal, aun así les conté lo que ocurrió cuando yo era niño.

Cuando era niño mi padre y abuelo estaban desesperados por recuperar la vieja gloria de la familia, entre más se esforzaban, más nos hundíamos. Perdimos territorios, propiedad y derechos  de tal forma que nuestra antes rica familia pasó a ser una broma común en los cotilleos. En ese punto pensé que se detendrían, pero no lo hicieron, simplemente se metieron en un proyecto enorme e imposible, recuperar las tierras de Obscuris. Para que se hagan una idea, la ciudad está en ruinas, el miasma hace irrespirable el aire y ha vuelto estéril la tierra, la mayoría de los tunes de acceso se han derrumbados y toda el agua del lugar se ha vuelto veneno. Sabiendo todo eso mi abuelo comenzó a investigar como deshacerse del miasma, mientras mi padre buscaba rutas para acceder a la ciudad. Cuando ambos pensaron encontrar una forma de luchar con el miasma se lanzaron de cabeza a la ciudad sin realizar pruebas o comprobaciones, el resultado era obvio, ellos y el equipo de exploración fallecieron. Pero su esfuerzo no fue en vano, ayudaron a varias aldeas de los alrededores mientras investigaban, y es gracias a aldeas que yo pude comer relativamente bien a pesar de ser un pobretón.

Tras escuchar la historia Victoria, Laura y Ada me miraban con los ojos llenos de lágrimas, Lowe tenía el rostro serio y una mirada amarga, Myrd estaba estática en una esquina y Nadja me miraba con los ojos grandes. Yo solo sonreí patéticamente y le quite importancia al asunto. Le pedí a Myrd su informe y tras escucharlo le pedí a Lowe y Myrd que me acompañaran a revisar mi nueva casa.

La mansión que había comprado estaba junto a la mía, el terreno era el doble de grande que el mío y eso se notaba al ver los edificios añadidos, poseía un gran establo y dos edificios de personal, por el tamaño pude ver que los nuevos esclavos podrían ser instalados sin problemas en ellos. Tras revisarlos pude ver ambos eran iguales, poseían cuatro plantas con ocho habitaciones por piso, los baños estaban afuera y eran del tipo letrina. Las habitaciones no eran muy grandes, casi como mi cuarto de ahumar, pero tenían una cama y un closet, todo un lujo para un sirvo común. Se podía ver que hace mucho tiempo que no se usaban ¿Alguna vez había visto empleados en esta casa? Haciendo memoria solo había visto al portero y a dos criadas, jamás había visto a otros empleados.

Luego fuimos a la mansión, era dos veces la mía, de tres plantas  y hermosamente cuidada, claramente los artículos de valor habían sido retirados, pero los útiles de uso diario y adornos sin valor seguían en su sitio, recorrimos todas las plantas y la mansión me encanto, poseía un estilo antiguo, en tonos madera oscura y plata dado una sensación sobria y elegante. El estudio era un estudio biblioteca y aunque los libreros estaban vacíos daba una sensación de mi gusto. Por cierto, había una habitación detrás del librero, era ahí donde habían encontrado las pruebas incriminatorias contra el antiguo dueño. Era más o menos del porte de mi habitación, así que si le colocaba una piedra de aire y quizás una de luz podría mudar mi habitación a este lugar.

Mientras caminaba a la cocina me di cuenta de que había algo raro, me pare en seco y le pedí a Lowe que trajese a Nadja con alguna criatura de buen olfato, volvió a los pocos minutos con Nadja y los dos Cavadores, que por cierto se llaman Huevo y Frito respectivamente. Por lo que entendí los cavadores poseían una pésima vista pero un excelente olfato, por eso Nadja los había criado como buscadores, extrañamente su lógica era correcta y los cavadores rápidamente encontraron un olor extraño, según Lowe era tan sutil que él apenas lo había sentido cuando los cavadores lo encontraron, por lo tanto un sabueso jamás lo hubiese encontrado ¿Qué tan bueno era el olfato de Lowe? Se lo preguntare luego.

Siguiendo el olor llegamos a la cocina, habían tres habitaciones junto a la cocina, una era la bodega, otra era una sala de frio y la ultima un ahumador. Admito que  cuando era niño una criada me dio de comer en esta cocina y al ver el ahumador me pareció una excelente idea y la copie.

– ¿Por qué tienen un ahumador? El amo señorito es raro y por eso se lo dejamos pasar, pero se nota que el dueño de la casa era normalito – Dijo Nadja.

– ¿No es normal tener un ahumador en la casa de los nobles? Admito que copie la idea de este lugar.

– No maestro, no es normal- Dijo Myrd

Creo que tendré que ir a otras casas de nobles, quizás mi casa sea más rara de lo que pensé. Entramos al ahumador y me di cuenta que se veía más grande por fuera, quizás fuera por el revestimiento de metal, aun así comencé a tocar todas las paredes pero no encontré nada, pensaba abandonar la búsqueda cuando Frito comenzó a escarbar en una esquina, rápidamente examine el lugar y pude ver una bisagra, rápidamente con mis grandes músculos forcé la puerta, está bien, eso no paso, pero le pedí a Lowe y Myrd que forzaran la pared y tras un buen forcejo sacaron la pared de metal. Atrás había un pequeño cuarto, apenas cabía una pequeña mesa, un libero y una silla, una piedra de luz la iluminaba tenuemente.
Al revisar el librero y los documentos sobre la mesa encontré cosas preocupantes, en primer lugar habían varias cartas que vinculaban a varios nobles no solo con la rebelión sino también con el culto Diabolos, una secta adoradora del mal. En segundo lugar había varios documentos sobre Obscuris, estudios históricos , análisis  del miasma, rutas de entradas y salidas como también un mapa detallado del territorio antes de la catástrofe, al ver el mapa me sorprendí, siempre pensé que Obscuris era simplemente una ciudad en medio de una meseta, pero estaba equivocado. Obscuris ocupaba solo una parte de la meseta, la meseta en si era enorme, casi del tamaño que manejaría un noble de clase media ¿Mi padre realmente pensaba en curar toda esta zona? Era más idiota de lo que pensé.  Mande a Nadja a buscar papel y a Victoria, necesitaba copiar rápidamente todos estos papeles, podrían servir a futuro. Cuando Nadja volvió copiamos todos los documentos respecto a Obscuris y guarde el mapa para mí, luego llame a la guardia para que viniesen a inspeccionar la habitación.

Casi no dormí esa noche, entre la guardia, los inspectores reales y el tema de Obscuris rondando mi mente me fue imposible, al final mi nueva casa fue revisada entera nuevamente usando a Huevo y Frito, así como también magia de detección. Al final encontraron dos escondites más, uno bajo la escalera con documentos y registros de compra y venta, y otro en el patio donde estaban escondidos libros relacionados con el culto de Diabolos.

Cuando la guardia se fue pensé que al fin podría dormir, encomendé la tarea de ordenar a los nuevos esclavos a Victoria y Nadja. Al mismo tiempo le pedí a Lowe que llevara los informes sobre el miasma al taller a ver si se les ocurría algo, estaba todo listo cuando Ada entro corriendo a mi habitación.

– Señorito, una carta de Palacio, necesitan que se presente a la brevedad- Dijo

– Pero ya me puse la Pijama.

– Señorito Ale, es una orden del Emperador.

Y refunfuñando me vestí para encontrarme con el llamado Emperador Sol, el Emperador Alejandro Primero.

Please complete the required fields.
Ayuda a Tunovelaligera a reportar los capitulos mal.




Visitar tunovelaligera.com Si no te muestra siguiente pagina, tienes que volver activar javascript.
Please disable your adblock and script blockers to view this page